• La Verdad del Sureste |
  • Domingo 19 de Noviembre de 2017

CLASE AFORADA: GOBERNANTES DE QUINTA


EMMANUEL RUIZ SUBIAUR



El Gregueriano: Es una clase apátrida. En su corazón tiene estampada la bandera de la deshonestidad; por sus venas corre atole mezclado con sangre putrefacta de incompetencia y corrupción; para defender ese modelo de pésimo gobierno, tiene que recurrir a las acciones criminales, porque es su naturaleza.
    1) Inmenso, don Benito Juárez, en su momento escribió: Estamos deteriorando continuamente nuestra situación económica, social, política y familiar por nuestra irresponsabilidad y desgano de llegar a ser grandes por nosotros mismos. En lugar de fortalecernos moralmente creando un capital, un crédito interno y una fuerza nacional, pedimos prestado para seguir viviendo con el mínimo esfuerzo, sin parecer importarnos ir pagando nuestro abandono con pedazos de nuestro territorio, de nuestro subsuelo, de nuestros recursos hidráulicos y energéticos, de nuestros recursos humanos expatriados y aún de nuestra libertad futura que vamos entregando a nuestro vecino del Norte.
    Nuestro “crédito” -facilidad, que no capacidad, de endeudamiento externo-, es el mejor auxiliar para el “monroísmo económico” que, por un manejo inteligente de su ley bancaria ha permitido a los Estados Unidos ir adquiriendo el control del crédito en México; sujetándonos a su control sin tener ya, salvo emergencias, que tomar nuestros territorios ni correr los riesgos de ocupaciones militares, pues la guarda de sus intereses queda ahora en las manos de los gobernantes, más ocupados de su supervivencia en el poder que del futuro de los ciudadanos a los que, en materia de respeto a sus propiedades y de sus derechos dejan, en muchas ocasiones, por debajo de los extranjeros, aumentando la desilusión y el desgano, que cada vez más caracteriza a nuestros nacionales.
    Pareciera que estas frases están fuera del entorno nacional y estatal; no lo están. Enlazan con prístina claridad y anclaje en la situación que se vive en estos momentos en Tabasco.
    2) El efecto Pigmalión, en psicología y pedagogía, es uno de los sucesos que describe la creencia que tiene una persona de poder influir en el rendimiento de otra. Ese amor por lo creado por ti o por tu mente te ata a compromisos inconfesables; te pueden llevan incluso al “suicido político” pero no cambias tu Galatea. Eres un Pigmalión pigmeo.
    3) Escribió Fernando Savater: Mientras haya tantos seres humanos que no comen –los ojos de pánico agotado y las barrigas hinchadas de vacío de esos niños...- será cobardía la no violencia, y fraude la democracia, y pedantería dictatorial la revolución científica de los productores industriales. El hambre, hay que advertirlo, es el argumento irrefutable a favor de toda la barbarie que tememos.
    ¿Qué has hecho para abatir el hambre de otros? ¿De qué cataplasma de gabinete te has rodeado? Son tu Galatea ¡pero si no tienen ni idea de lo que hay que hacer, ni proyecto a seguir! sólo deambular cual zombis o sonámbulos por los pasillos y corrillos del poder.
    4) Es una clase apátrida que para defender el modelo de gobierno que han mal copiado y peor implementado, recurren, incluso, a acciones criminales, declaró el viernes 18 de agosto de 2017, Delcy Rodríguez, la Presidente de la Asamblea Nacional Constituyente de Venezuela acerca de los miembros de la Asamblea Nacional –diputados que no legislan y sólo gustan de proteger sus particularísimos intereses por encima de los nacionales y de la mayoría-.
    Aunque es una afirmación que rueda por el territorio de Venezuela, lo mismo se puede afirmar de priistas y panistas en el Congreso de la Unión de nuestro país y de los políticos neoliberales en los gobiernos federal y estatales. Y… de esa clase aforada compuesta por “empresarios” que entrelazan sus pervertidos intereses con una nata de burócratas añeja y anquilosada, de gobernantes incompetentes que no oyen ni toman en cuenta a quienes les avisan por dónde van de mal a peor, y ¡el acabose!: que no oyen ni perciben el rumor de la historia.
    El modelo que copian y se les ha vuelto su único dios, el neoliberalismo, se traduce en privatización de la riqueza y socialización del costo, democratiza la corrupción y depaupera a la mayoría. Su modelo no es acorde con lo dispuesto por la Constitución Federal en su artículo 3º, el cual señala que: la democracia es un sistema de vida fundado en el constante mejoramiento económico, social y cultural del pueblo. La Constitución para ellos es una simple hoja de papel al viento.
    5) Si se metieron a la política, de acuerdo; actúen con ética, pónganse a trabajar en favor de la mayor parte del pueblo y respeten el poder originario. No lo hacen; por eso pasan a la historia como simples “levanta dedos”; sin pena ni gloria o como sexenios del montón, como gobernantes de Quinta… categoría.