• La Verdad del Sureste |
  • Jueves 27 de Abril de 2017

A los medios de comunicación, A la sociedad Tabasqueña El peligro latente de un Pajaritos en Tabasco



 


El día de hoy la clase trabajadora está de luto en el país, ya que, una vez más, debido a la ambición de empresarios irresponsables en contubernio con políticos y gobernantes corruptos ocurrió un desastre en el Complejo Petroquímico Pajaritos en Coatzacoalcos, Veracruz, el cual tiene como antecedente la privatización del sector energético, el despido de personal capacitado y la falta de inversión en el mantenimiento de su infraestructura.
    Hoy se lamentan Diputados Federales y Locales por lo sucedido el pasado miércoles 20 de abril por la tarde en Pajaritos, a pesar de que estas anomalías habían sido reportadas por el personal del Complejo una semana antes y los representantes de la empresa privada Mexichem no atendieron dicha situación.
    Con la apertura del sector energético a empresas privadas sin experiencia y tras la chatarrización que han sufrido por más de 30 años los Complejos e infraestructura de la ahora Empresa Productiva del Estado Pemex, casos como este se verán con mayor frecuencia y como siempre, quien pondrá los muertos y los heridos será el pueblo mexicano, mientras que las ganancias irán a manos de los grandes empresarios y de los gobiernos entreguistas.
    El estado de Tabasco no es la excepción, ya que bajo su suelo se encuentran enterrados más de 8 mil kilómetros de ductos, 70 por ciento, de los 11 mil 467 kilómetros de ductos que Pemex Exploración y Producción tiene en la Región Sur; así como también los cerca de 600 kilómetros de ductos que utiliza Pemex Gas y Petroquímica Básico en el estado.
    A través de solicitudes mediante la Ley de Acceso a la Información, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) informó que durante el año 2014 se registraron  86 derrames de hidrocarburos en el estado, donde 16 se suscitaron en el municipio de Cárdenas, 4 en Centro, 2 en Comalcalco, 6 en Cunduacán, 47 en Huimanguillo, 2 en Jalpa de Méndez, 2 en Nacajuca y 4 en Paraíso y Sin Identificar fueron 3. También en el mismo año se registraron  4 casos por fugas de hidrocarburo, 2 en el Golfo de México, 1 en el municipio de Centla y 1 en Huimanguillo. No se reportan explosiones ni incendios en este periodo.
    Del año 2003 al 2014 la PROFEPA reportó haber detectado 385 derrames de hidrocarburos, 23 fugas, 8 explosiones y 4 incendios.
    Para el año 2015 la PROFEPA informó haber contabilizado 130 derrames, siendo el municipio de Cárdenas el más afectado con 62, 1 en Centla, 2 en Centro, 4 en Comalcalco, 7 en Cunduacán, 29 en Huimanguillo, 1 en Jalapa, 1 en Paraíso y 23 Sin Identificar. A demás hubieron 8 fugas, 4 en Cárdenas, 1 en Centro, 1 en Cunduacán, 1 en Jalpa de Méndez y 1 en Nacajuca; 4 incendios, 2 en Cárdenas, 1 en Huimanguillo y 1 en Macuspana; y Una explosión en el municipio de Centro.
    A esta situación se deben sumar el robo de hidrocarburos en el estado, donde Petróleos Mexicanos informó haber contabilizado 88 tomas clandestinas durante el año pasado, 12 en Cárdenas, 10 en Comalcalco, 26 en Cunduacán, 25 en Huimanguillo, 4 en Jalapa, Una en Jalpa de Méndez y 10 en Paraíso. Esta situación ha venido aumentando según la Empresa Productiva del Estado, ya que en 2012 detectaron 17 casos, para 2013 fueron 23 y en 2014 solo 17 casos.
    Las y los trabajadores del sector petrolero y el pueblo de Tabasco conocen el dolor que viven hoy los familiares de las victimas del Complejo Pajaritos, pero al parecer los que desconocen o han hecho caso omiso han sido los representantes y directivos de Pemex, así como los gobiernos municipales y estatales, tanto de Tabasco como de los demás estados con presencia de la industria petrolera que desconocen las condiciones en las que se encuentra la infraestructura de esta industria, ya que al solicitar fueran proporcionados los Atlas de Riesgo a diversos municipios de Tabasco, únicamente respondieron los Ayuntamientos de Paraíso, Macuspana, Centla, Jalpa de Méndez, Centro, Cunduacán y Teapa, mientras los demás señalaron no contar con este requerimiento, a pesar de que en Tabasco 12 de los 17 municipios cuentan con alguna instalación de la industria petrolera.

Comité de Derechos Humanos de Tabasco A.C.
Leonor Ramírez Bautista